Historia

La fe lo ha sido todo.

La Arquidiócesis
de Bogotá toma
la batuta.

LEMA 2016:  Arriba.

 

 

  Expocatolica 2016 está concebida como un evento multitudinario en el que la Iglesia colombiana y de manera particular la Arquidiócesis de Bogotá quiere animar y formar a los católicos para que sean, desde la misericordia, constructores de paz. Con esta feria vamos a culminar la celebración del jubileo de la misericordia y vamos a encaminarnos hacia el nuevo rumbo de la Iglesia en las actuales circunstancias: una Iglesia decididamente comprometida con la reconciliación de los colombianos en actitud de diálogo y colaboración con todas las personas de buena voluntad que trabajan por esta causa  y una Iglesia en salida misionera para anunciar a Jesucristo.

     Por primera vez, la organización de este evento recae en la Arquidiócesis de Bogotá. Este hecho sin duda favorecerá una participación muy nutrida de fieles, quienes serán convocados a través de todas las parroquias, capellanías y demás fuerzas vivas de nuestra Iglesia.

   El lema de Expocatólica 2016 será: “Arriba". Y acompañando el lema: "Desde la misericordia, constructores de paz”.  El imperativo ¡Arriba! evoca las llamadas de Jesús en los evangelios a levantarse, a ponerse en pie.  Llamadas que hoy deben resonar en los oídos de aquellos que han perdido la esperanza, de las víctimas de la violencia,  de los marginados y excluidos, de los que sufren, de los que han dejado o dejaran las armas, así como en la conciencia de  la sociedad colombiana en un momento decisivo para la consecución de la paz.

 

     El sub-logo pone de relieve el contexto en el que se celebrará: el jubileo de la misericordia simbolizado por la M del centro y por las dos manos que se buscan, símbolo tanto de la solidaridad como del perdón. La misma M, artísticamente puesta en el centro del logo, evoca la figura de la paloma, emblema tradicional de la paz. Los católicos somos conscientes de que sólo desde la práctica de la misericordia podemos contribuir a la edificación de una sociedad en paz.  Durante cada día del encuentro se va a modular el tema de la misericordia acentuando alguna de sus manifestaciones: Así el primer día, el perdón, el segundo, la reconciliación, el tercero, la justicia y el cuarto, la solidaridad.  

   

    Expocatólica 2016 tendrá cuatro ambientes: el formativo (foros, debates, paneles, conferencias); el celebrativo (adoración, celebración del sacramento de la reconciliación y de la eucaristía, etc.); el artístico-lúdico (conciertos, teatro, juegos) y el ferial (stands de instituciones formativas y ONG, de diversas expresiones de la vida de la Iglesia y de fabricantes de objetos de carácter religioso.

Queremos que Expocatólica 2016 participen las  entidades y organismos eclesiales y no eclesiales que están trabajando por la paz, la reconciliación, la justicia y la solidaridad en nuestro país. Queremos encontrarnos para reconocernos y apoyarnos en nuestro servicio a la sociedad colombiana. Queremos ofrecer estímulos y formación para que quienes participen de esta gran fiesta se sientan llamados a ser artesanos de paz, de justicia y de reconciliación.

2016

 
De Bogotá a Cali

​LEMA 2014:  Viva la Reconciliación.

Llegó a Cali la Feria Católica más grande del país donde se congregaron más de 20.000 fieles, durante tres días.

 

La Conferencia Episcopal Colombiana, la Arquidiócesis de Cali y la Arquidiócesis de Popayán, organizaron la IV versión de Expocatólica Colombia 2014, el tema de este año: el perdón y la reconciliación.

 

Ese año, la reconciliación tocó el corazón del valle, así como Santiago de Cali se convertió en la capital de la  reconciliación y el perdón,  del 25 al 28 de septiembre en el  Centro Comercial Premier.

 

En esta cuarta versión de Expocatólica, se contó con diversos espacios de oración, celebración, formación, diversión  y esparcimiento en varios ambientes pensados  en los más de 20.000 participantes a este gran evento de la Iglesia Católica.

 

Se tuvo espacios llamados Áreas de Formación de la Fe, donde encontraron   foros, conversatorios, debates y conferencias sobre el diálogo entre la fe y  diversos campos de la vida del hombre.  Además se creó un espacio para vivir experiencias lúdicas y espirituales llamados Parques: Viva la reconciliación, donde se disfrutó de talleres sobre: Sanación interior; Del ruido de los conflictos; La paz interior, familiar y social;  Momento del perdón,  Terapia del abrazo.

 

Además se contó con espacios para acercarnos al Santo Rosario, La Coronilla de la Misericordia. Adoración Eucarística, entre otros,  en el Área de Celebración de la Fe. 

Igualmente nos deleitamos con la segunda versión de la “Copa de la Fe”. Un torneo de fútbol que se realiza entre sacerdotes, con la participación de varios equipos con presbíteros de diferentes jurisdicciones eclesiásticas del país. La “Copa de la Fe”, buscó fortalecer  la fraternidad y el ambiente de las relaciones  en la vida sacerdotal a través  del deporte, buscando de esta manera la cercanía entre las diferentes diócesis  y arquidiócesis de Colombia, con el fin de vivir la unidad eclesial y el compromiso evangelizador,  disfrutando del deporte y de los espacios de crecimiento en la fe.

 

Tuvimos un ambiente  artístico con conciertos musicales y obras de teatro, donde se realizó la Sacrofónica, un espacio, en el que grupos y solistas católicos expresaron su fe a través de la música. Esta versión 2014, contó con el apoyo y participación de jurados con amplio recorrido en el campo musical, en el área de producción y con experiencia en la evangelización a través de las artes, de tal manera que todo el proceso de selección tuvo un sello de profesionalismo impecable.  También se realizó el concurso Sacrofilm, que convocó a los jóvenes para realizar un video de 30 segundos, con un tema donde se destaque el perdón y la reconciliación.

 

Finalmente un espacio ferial con más de 150 stands, donde  varias empresas tuvieron la oportunidad de cautivar a más de 20.000 asistentes, garantizando un flujo directo y de alto impacto para ofertar sus productos o servicios.

 

2014

Un evento cada vez

más atractivo para

los jóvenes



LEMA 2010:  Es Creer.

 

 

      La historia aquí empezó distinta, el motivo: El Bicentenario de Colombia, la celebración de los 200 años de su independencia.



        Pues bien, de esos doscientos años, una de las instituciones más antiguas es nuestra Iglesia católica, y por ello, teníamos la responsabilidad de expresarnos a través de cada una de las voces de aquellas instituciones que por siglos han contribuido al desarrollo de la nación, así como también era una oportunidad para aquellas entidades que no obstante han tenido un recorrido más reciente, son capaces de animar la fe para las nuevas obras de evangelización y promoción humana.



             Este, al igual que el anterior fue un evento realizado en el Centro de Convenciones de Compensar en Bogotá, aliado fundamental por muchas razones, además de ser una entidad de principios cristianos, proporciona un ambiente que coincide con el espíritu que pretende inspirar la Expocatólica, la paz, la naturaleza y la cercanía.



            Así fue como empezamos a planear un evento más grande que el anterior, pero con un reto principal:  Aumentar la participación de los jóvenes. En el 2008 los asistentes con edades entre los 20 y los 29 años tuvieron el 9% de participación.  ¿Y cómo se estimula la participación de los jóvenes?, con retos interesantes, así fue como desarrollamos dos concursos:  Sacrofónica y Sacrofilm.  El primero promovía a las bandas musicales católicas y el segundo promovía las capacidades audiovisuales.  Con esto, se incrementó la participación hasta el 15%. Y esa participación tuvo además un efecto importante post-evento: El registro masivo en redes sociales.  



             Fue así como Expocatólica 2010 desde Septiembre 28 al 31 tuvo importantes resultados:  205 expositores, no solo de Colombia sino desde Canadá, España, Perú, México y Guatemala entre otros.  150 actividades especiales incluyendo la Galería de Héroes Católicos.

28.616 asistentes fueron los asistentes que disfrutaron este evento durante 4 días.

2010

Al paso de la visita del
papa Francisco

LEMA 2018:  Sigamos Caminando Juntos.

 

 

  En septiembre de 2017 Colombia vivió uno de los momentos más emocionantes y profundos a nivel no solo histórico y espiritual, sino también social y cultural, ya que precisamente la coyuntura del país atravesaba por un momento de negociaciones de paz, para lo cual la venida del papa revelaba la bendición de aquel momento.

Millones de colombianos y extranjeros presenciaron y sintieron lo que significó la llegada de un mensaje que atravesara fronteras, que limpiara corazones, que levantara miradas sobre los obstáculos y que aclarara el panorama de un futuro mucho más prometedor.

Reiteramos, no solo se vivió, se sintió y con ello se evidenció lo que en propias palabras del Arzobispo Rubén Salazar se manifestó en la Expocatólica del 2016: La Iglesia es lo que hace.  Y en ese mismo sentido se invitó a todo un país a aplicar lo aprendido.  Algo impresionante en el Papa: Su capacidad de transmitir mensajes que no requiere prometer salvaciones, riquezas ni prosperidades. Encandelilla el corazón y el alma con optimismo y esperanza de una forma tan natural, humana y pura. Como si nos conociera a cada uno, no como si le hablara a las masas.

 

De esa misma forma tan reveladora con la cual pudimos aprender qué es ser católico y enorgullecernos con la grandeza de Dios, ello nos inspira desde la Conferencia Episcopal a volver a reunirnos, a volver a revelarnos y por qué no, a rebelarnos, a "hacer lío" frente a un inmenso relativismo con el que se están culturizando las nuevas generaciones, y que incluso salpican a las formaciones más sólidas. 

Dice el papa:  “...se ha desarrollado una globalización de la indiferencia. Casi sin advertirlo, nos volvemos incapaces de compadecernos ante los clamores de los otros, ya no lloramos ante el drama de los demás ni nos interesa cuidarlos, como si todo fuera una responsabilidad ajena que no nos incumbe".

Esa indiferencia hace que nos inspiremos en la Cultura del Encuentro para esta versión 2019, y citándolo nuevamente: “Y como los apóstoles, hace falta llamarnos unos a los otros, hacernos señas, como los pescadores, volver a considerarnos hermanos”.  Así pues todos como hermanos nos encontraremos para mirarnos, escucharnos y sentirnos.  

Hemos caído en la práctica de planear detrás del escritorio las propuestas para el pueblo, y poco escuchamos o buscamos realmente entender desde el otro las razones por las cuales creamos nuevas metodologías para evangelizar.  Así solo estamos perdiendo la oportunidad de descubrir las verdaderas causas de lo que sucede y por ende no logramos encontrar las verdaderas soluciones.

“Si queremos servir desde el CELAM a nuestra América Latina, lo tenemos que hacer con pasión.  Hoy hace falta pasión.  Poner el corazón en todo lo que hagamos, pasión de joven enamorado y de anciano sabio, pasión que transforma las ideas en utopías viables, pasión en el trabajo de nuestras manos, pasión que nos convierte en continuos peregrinos en nuestras Iglesias como -permítanme recordarlo- santo Toribio de Mogrovejo, que no se instaló en su sede:  de 24 años de episcopado los pasó entre los pueblos de su diócesis.

Hermanos, por favor, les pido pasión, pasión evangelizadora”

Expocatólica es la oportunidad de volver a revelarnos como católicos, todos unidos, con pasión, a un año de la visita de Francisco.  

2019

​​Asumir el riesgo de 
innovar, con fe.

LEMA 2013:  En Verdad Eres Diferente.

      Con una nutrida programación para la celebración y formación en la fe, la Iglesia en Colombia presentó la tercera versión de la feria católica que tiene como fin dar a conocer la obra evangelizadora de la Iglesia Católica en todos los campos: litúrgico, pastoral, bíblico, teológico y social.

     

     Enmarcado en el Año de la Fe, el evento -que inició el jueves 29 de agosto y concluyó el domingo 1º de septiembre-, contó con una amplia agenda por medio de conferencias, talleres, foros y conversatorios para formar en la fe a los fieles; así como espacios para la celebración de la fe por medio de la Santa Misa, la Adoración Eucarística y el rezo del Santo Rosario; además de encuentros culturales.

     En esta ocasión la Expocatólica con el lema "En verdad eres diferente", contó con más de 25 mil visitantes, 172 expositores y más de 120 actividades.

Una de sus novedades fue la primera versión de la ‘Copa de la Fe', torneo de fútbol en el que participaron 10 equipos conformados por sacerdotes de las diversas diócesis colombianas.



    En el año de la fe, se resaltaron las virtudes de aquellos jóvenes, quienes a pesar de experimentar las complejas condiciones del mundo actual, se atreven a vivir una vida diferente, pero marcada por la fe y la promoción de valores y principios cristianos, con lo que avivan la esperanza de un mundo mejor para las futuras generaciones.

 

Coherentes con ello se asumió el reto de tener un evento realmente diferente, ante ello se tuvo una gran innovación: Toda Expocatólica fue montada con stands de bloques de cartón.  

El objetivo fue tener un evento más estético, ecológico, versátil y que le permitiera a los expositores más opciones para personalizar su stand.​  Para ello se realizaron pruebas con 500 bloques de cartón y nos encantó el resultado. 

Así mismo, siempre nos ha gustado evolucionar la propuesta visual del evento. Desde un principio se ha tenido claro que el logo de la Expocatólica en Colombia debe representar la unión y la fe como ejes fundamentales.



Esta versión definió el logo oficial para éste y los años venideros, teniendo muy claro los conceptos de versatilidad y dinamismo.  Nos gustó mucho porque es mucho más fácil de manejar sobre cualquier tipo de pieza publicitaria y a su vez funciona muy bien como marca por su recordación.  Si, se vendieron muchas camisetas y hay muchas personas que aún las utilizan, quedaron bellísimas...

2013

"Mucho más de lo que

nos imaginábamos"



LEMA 2008:  Muestra tu fe.

 

 

     ¿Podía ser posible?, bueno, ya otros lo han hecho decíamos, pero... no contábamos con un buen presupuesto para ello ni con las capacidades logísticas, ahh! pero si contábamos con algo más importante: La compañía del Señor y por ende las ganas de hacer algo importante, valía la pena asumir ese momento y así, si lo lográbamos podríamos tener una buena historia para contar.  

        Era algo que como Conferencia Episcopal de Colombia no habíamos hecho antes y solo teníamos 6 meses para lograrlo.  Así la historia empezó un 6 de marzo de 2008.

        La Conferencia Episcopal de Colombia estaba próxima a cumplir 100 años, había sido fundada en 1908.  Por aquel entonces Monseñor Fabian Marulanda tuvo la visión de celebrar esta efemérides reuniendo a un buen grupo de exponentes de la Iglesia católica en Colombia.  Pero su visión iba más allá, soñaba con un evento que no tuviera un objetivo comercial sino que fuera capaz de mostrar la realidad más importante de la Iglesia:  La evangelización y el sentido social.  

​        Efectivamente, no fue fácil, pero se hizo realidad gracias al apoyo de 132 expositores que, desde agosto 28 al 31 de ese mismo 2008, en las instalaciones del Centro de Convenciones de Compensar en la Capital colombiana: Bogotá, Expocatólica fue el acontecimiento religioso de ese año.  Era la primera vez que la Iglesia católica colombiana se lanzaba a mostrar un pedazo de la inmensidad de su obras. 

       Con el fin de inspirar nuevos espíritus, les iluminó y alegró el corazón a más de 23.500 asistentes registrados por el lugar, quienes durante cuatro días compartieron la misma expresión frente a más de 100 actividades especiales de oración, conciertos y conferencias:  "mucho más de lo que nos imaginábamos".

2008